Ficha de producto: un elemento fundamental en tu tienda online.

La ficha de producto es vital para vender. Hoy te doy pautas para que mejores la presentación de los productos en tu tienda online.

Una ficha de producto otorga garantía y produce confianza.

Hay muchas razones para decir que una ficha de producto es esencial para vender en internet.

Estamos acostumbrados a ver, tocar, sentir. Cuando compramos un objeto en un comercio tradicional una de las primeras cosas que hacemos es tocar el producto, fijarnos en su calidad, su textura, en los detalles de su fabricación. Tenemos un contacto directo con el producto.

En una tienda online no es posible.  Por ello, una de las principales razones para tener una ficha de producto bien hecha es dar confianza y garantía a nuestros compradores.

Quien hace click en el enlace de un producto dentro de una tienda online espera encontrar la información de dicho producto que lo ayude a decidir su compra.

Sin en vez de ello encuentra una ficha de producto deficiente, con poco detalle, con pocos datos sobre sus características y con imágenes de poca calidad se sentirá frustrado. Un e-commerce  que presenta fichas de producto incompletas o de pobre calidad genera desconfianza y una pésima imagen.

Sin una ficha de producto perdemos ventas y clientes.

La tecnología, la superabundancia de información, el manejo de los dispositivos electrónicos y de internet por parte de la gente ha significado un cambio trascendente en lo que se refiere a los hábitos de consumo.

Hoy nos encontramos con un consumidor que está más informado y que exige más información. Un consumidor que visitará muchos sitios antes de tomar la decisión de compra. Por lo tanto es importantísimo que aquellas personas que visitan nuestra tienda online puedan encontrar la información que los asista al momento de decidir comprar nuestros productos o adquirir nuestros servicios.

Si este posible cliente no encontrase la información del producto seguramente se ira a otro sitio y habremos perdido la posibilidad de una o varias ventas.

Una buena ficha de producto seduce al cliente.

Salvo que seas un fabricante de un producto único o que tengas la representación de una marca en exclusividad es altamente probable que aquello que vos ofrecés tu posible cliente lo pueda adquirir en otro comercio, o al menos adquirir un sustituto.

Entonces, dada esta circunstancia, es definitorio contar con una ficha de producto que no solo ofrezca información del mismo sino también que seduzca al cliente.

Tenés que conocer a tu cliente, como ya lo he mencionado en este blog, hablarle en su idioma y ofrecerle aquello que necesita. Si bien es importante que una ficha de producto detalle las características del mismo, como por ejemplo, peso, medida, tamaño, etc. también debe convencer al posible cliente que dicho producto es lo que necesita, lo que anda buscando, lo que resuelve su problema.

Desde nuestra ficha de producto tenemos que convencer al cliente de que eso que vendemos es más adecuado para él que algo similar que venda la competencia.

Para que haya una buena ficha de producto debe haber un buen copywriting.

Algunos autores definen copywriting como la actividad de un redactor que escribe en forma persuasiva para lograr que sus lectores realicen una acción concreta.

Muchas veces no se le da la debida importancia a los textos comerciales, principalmente en el ámbito de las páginas de internet. Hay países en los que el copywriter es una profesión jerarquizada en tanto en otros ni siquiera es tomado en cuenta.

Lamento la postura de los segundos, ya que un buen texto orientado a captar la atención de un cliente previamente identificado tendrá muchas más posibilidades de impulsar una compra que un texto ordinario escrito así nomás.

Una ficha de producto requiere un buen texto, un texto trabajado. No alcanza con mencionar la calidad, durabilidad, las formas, variedades o colores de aquello que se vende, pues en la mayoría de los casos todos compramos impulsados por cuestiones emocionales que más tarde justificamos con la razón.

Esto significa que es poco usual que alguien compre un teléfono por su procesador, la definición de su cámara o la capacidad de almacenamiento. Seguramente comprará aquél teléfono que le servirá como un símbolo de estatus aunque luego justifique su compra señalando las características técnicas del mismo.

Esto tiene que ser aprovechado para redactar textos en la ficha de producto buscando empatía con el cliente y provocándole emociones que lo impulsen a comprar.

Un ejemplo:

Imaginate que vendés un reproductor de música mp3. Su ficha podría tener un texto ordinario como el siguiente:

“mp3 de gran capacidad que permite almacenar mucha música ya que cuenta con 64 gb de memoria.”

o con un texto trabajado con un buen copywriting:

“Lo  mejor que te puede pasar es tener toda tu música favorita al alcance de tu mano. Enfucharte los auriculares, cerrar los ojos y sin importar donde estés vivir una experiencia única. Esto es felicidad !

Como verás el segundo texto apela a las emociones, le habla a un cliente que desea aislarse del mundo y dejarse llevar por la música. Un buen texto escrito pensando en nuestro cliente ideal producirá más ventas que un texto genérico.

Una ficha de producto con contenido ayuda a posicionar tu web.

Los beneficios de una buena ficha de producto no se agotan en la posibilidad de poder vender más en nuestra tienda online, ayudan también a posicionarla.

Cuando Google rastrea las páginas para indexarlas toma nota del contenido, por lo tanto entre dos e-commerce que vendan el mismo producto posicionará mejor (aparecerá primero en Google) aquel que tenga un mejor contenido, ya que Google le da mucha importancia al contenido a la hora de clasificar las páginas web.

El contenido no es la única variable que toma en cuenta Google a la hora de posicionar páginas pero es una de las más relevantes y la razón es sencilla, la gente busca por palabras o frases y es lógico que Google muestre aquellas webs que contengan esas palabras o frases.

La imagen es la reina en la ficha de producto

Si el contenido es el rey la imagen es la reina. Una buena ficha de producto debe contener imágenes de calidad. Es sabido que una imagen vale más que mil palabras por lo tanto es primordial no ahorrar a la hora de publicar las imágenes de nuestros productos en una tienda online.

Todos los CMS para tiendas online como WordPress con WooCommerce, Prestashop, VirtueMart para Joomla, OpenCart, Magento y muchos otros permiten publicar más de una imagen para cada producto, incluso es posible mostrar una imagen según la característica elegida. Por ejemplo una foto de un vestido rojo si la persona selecciona rojo como color, o  una foto del mismo vestido en amarillo en caso de elegir amarillo.

Las imágenes deben ser imágenes de calidad no solo en el aspecto técnico o estético sino también en el aspecto de usabilidad. Deben facilitar al comprador acceder a detalles esenciales del producto.

Supongamos que vendemos un producto de electrónica de consumo como puede ser un smartphone, es aconsejable publicar imágenes que muestren los detalles que no están a la vista en una foto general del producto como por ejemplo las fichas para conectar el equipo con otros dispositivos o accesorios.

En algunos casos es indispensable publicar un video, además de ser buenos para posicionar en los buscadores y ser un gran elemento del marketing de contenidos un video es óptimo para mostrar al posible comprador el uso o las funciones de los productos.

Conclusión.

Muchas veces se pasa por alto la importancia de las fichas de producto. Por pereza falta de tiempo o desconocimiento la información que se publica en las tiendas online es pobre. Espero que este artículo te sirva e impulse a mejorar las fichas de producto de tu e-commerce.

En próximos artículos voy a profundizar punto por punto cada uno de los elementos que no pueden faltar en la ficha de los productos de una.


Estrategia perdedora: Tener una tienda online con fichas de producto pobres con poca información, mala redacción y fotos de poca calidad.

Estrategia ganadora: Dar a las fichas de producto la importancia que tienen a la hora de ayudar al visitante de nuestra web a decidir su compra.