Marketing digital para gente como uno

Episodio 130 | Creando tu web con WordPress: plugins y plantillas.


Suscribite para escuchar Marketing digital para gente como uno en: IVOOX | Spotify | Stitcher | Google podcast | Apple podcast | Audiobip

Siguiendo con el ciclo creando tu web con WordPress voy a hablarte de dos elementos fundamentales e indispensables: plugins y plantillas. Vamos a ver para que sirven, como elegirlos y cuales son los errores comunes que debés evitar para desarrollar tu sitio web con buen pie desde el primer día.

Plugins y plantillas.

Son fundamentales e indispensables. De hecho WordPress no sería el gran gestor de contenidos que es ni sería usado por más del 30% de los sitios web que existen en el mundo.

El éxito de WordPress se debe en gran medida a las funcionalidades que aportan los plugins y las posibilidades que nos dan las plantillas para ordenar visualmente el contenido.

Los plugins.

Son piezas de código que añaden al WordPress que nos descargamos funcionalidades que el mismo software no trae de base.

Un ejemplo sencillo de entender:

Si deseamos crear una tienda online no podremos hacerlo con el software que nos descargamos de wordpress.org será necesario utilizar un plugin que transforme nuestra web en una tienda online añadiendo a la misma opciones para crear productos, cobrar por los mismos, añadir métodos de envío y todos y cada uno de los elementos presentes en un ecommerce.

En el respositorio oficial de plugins de WordPress existen opciones para casi todas las necesidades que podríamos tener.

Por esta razón WordPress, que en un comienzo fue pensado para publicar blogs, hoy permite crear prácticamente cualquier tipo de sitio web, desde landing pages o páginas corporativas sencillas hasta complejos ecommerce, intranets, redes sociales o academias online.

Nada de esto sería posible sin plugins. De allí que considero que son los plugins los artífices del éxito de WordPress.

Algunas características de los plugins.

  • Hay a fecha de hoy más de 50.000 plugins gratuitos en el repositorio.
  • Además existen versiones fremium y premium de distintos desarrolladores.
  • Hay plugins grandes y complejos como WooCommerce que convierte a WordPress en una tienda online y otros sencillos que solo modifican un texto en el footer de una página web o dejan fijo el menú de navegación cuando se hace scroll.
  • Al tratarse de un software libre con licencia GPL cualquier persona puede crear sus propios plugins para adaptarlos a las necesidades de su proyecto. O modificar los existentes.

Dónde encontrar plugins.

Siempre digo que una de las grandes características que tiene WordPress es su comunidad. Por lo tanto, si estás empezando, la mejor manera de encontrar e informarte sobre los plugins es buscando en Google.

Gracias a ello no solo vas a encontrar el plugin que necesitás para tu proyecto web, sino que también encontrarás valiosa información de expertos y profesionales que serán de gran ayuda a la hora de elegir correctamente.

Buenas prácticas al utilizar plugins.

  • Usa los menos posibles.
  • Tu proyecto deberá adaptarse a los plugins existentes. Estos solucionan problemas comunes, si necesitás algo específico deberás modificarlos o crear el tuyo.
  • Prestá atención al origen del plugin, su soporte, actualización y valoraciones en el repositorio.

Las plantillas.

Básicamente una plantilla (también se las llama theme, o tema) se encarga de la parte visual de tu contenido.

Antiguamente cuando se diseñaban sitios estáticos utilizando solo HTML cada página debía maquetarse por separado. Modificar el contenido de un sitio implicaba cambiar el diseño a cada página individual.

Al llegar los gestores de contenido como WordPess los contenidos de la web fueron separados del diseño, y son las plantillas las encargadas del aspecto visual de una web.

Ahora si queremos cambiar el diseño de un sitio web ya no tenemos que modificar una a una cada página, basta con cambiar la plantilla en apenas un par de clics.

Errores a evitar en el uso de los themes de WordPress.

Nunca utilices plantillas que traen funcionalidades que corresponden a los plugins. Existen themes específicos como por ejemplo “plantillas para inmobiliarias” que te permiten crear fácilmente dichos contenidos.

El asunto es que cuando decidas cambiar de plantillas ese contenido desaparecerá con ella.

Otro punto que debés tener en cuenta es no ajustar tu web al diseño que trae una plantilla.

Un sitio web debe perseguir un objetivo. Si te bajás una plantilla y pones un slider, contadores, videos de fondo o cosas por el estilo simplemente porque la demo de la plantilla los muestra estarías subordinando el objetivo de tu web al diseño o a los elementos que trae.

Enlaces.

Te dejo a continuación los enlaces a notas de mi blog y a episodios en los que hablé sobre plugins y themes para WordPress.

Contacto.

Espero que este episodio haya sido de tu agrado. Te dejo el formulario de contacto para que me hagas llegar tus comentarios, dudas o sugerencias. Al toque te voy a responder.

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.
1
¿Alguna duda, consulta? ¡Mandame un wasap :)!
Powered by